Policía descubre vehículo oficial de UPEA cargado de explosivos

Efectivos policiales detuvieron ayer un vehículo oficial de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) en el que se preparaban explosivos, informó ayer el viceministro de Régimen Interior, José Luis Quiroga.

El Viceministro advirtió que las autoridades de la UPEA están usando a los estudiantes y obligándoles a “cumplir actos delincuenciales”.
Quiroga  informó que en la tarde se detuvo una camioneta blanca, marca Land Cruiser, de uso oficial de la UPEA (placa 1154NYK), que transportaba petardos e “incluso dinamita”.

El chofer, junto al vehículo, y 10 estudiantes fueron detenidos. El conductor fue remitido a la Fiscalía y está acusado de uso indebido de bienes del Estado, según informó el Viceministro.

Por su parte, el comandante departamental de la Policía, Joaquín Rivera, detalló los hechos de violencia que protagonizaron grupos de estudiantes.

“En la esquina Colón y Ballivián, lastimosamente en forma muy agresiva, este sector radical de la UPEA está realizando una serie de agresiones a nuestro contingente policial. No sólo con el abuso de los petardos doblados, sino también con otra serie de objetos, inclusive lanzando bombas molotov”, informó Rivera.

Ayer, los universitarios marcharon nuevamente por el centro de la ciudad y se apostaron en puntos determinados por su comité de movilizaciones, que instruye mediante comunicados la ubicación de cada una de las carreras.

La convocatoria 12/2018 señala: “Bloqueo institucional por la defensa de la modificación de la Ley 195. La comisión de movilización de la UPEA convoca a decanos de área, directores de carrera, asociación de docentes, centro de estudiantes, docentes, estudiantes de base y administrativos, asistir al bloqueo institucional por la defensa de la modificación de la Ley 195 (…)”.

En esa esquina, los estudiantes se parapetaron detrás de venestas y maderas que usaron como escudos, prendieron las bombas molotov, se acercaron a los policías y les lanzaron las armas artesanales, además les dispararon los petardos doblados.

En esa acción, producida cerca a mediodía, un policía resultó con quemaduras en la pierna izquierda, informó el viceministro Quiroga.

Además, otros cuatro uniformados resultaron policontusos.

La Policía respondió con chorros de agua expulsados por el carro Neptuno y con gases lacrimógenos. Quiroga detalló que los uniformados no tienen la orden de impedir las movilizaciones, sino de resguardas las instituciones públicas.

“Nos llamó la atención el plan de movilizaciones, tenían planificado para hoy realizar una confrontación y han planificado grupos de choque con responsables en cada calle”, denunció la autoridad en conferencia de prensa.

Padres piden renuncia del rector

El representante de los padres de familia de estudiantes de la Universidad Pública de El Alto (UPEA), José Quispe, pidió ayer al Gobierno realizar una auditoría externa a esa casa de estudios superiores y exigió la renuncia del rector, Ricardo Nogales, por utilizar a los universitarios en movilización a cambio de otorgarles puntos en sus materias.

“Tiene que haber una auditoría, y el Gobierno debe hacer una auditoría externa (…). Lo único que demandamos es que ya no se perjudiquen nuestros hijos, nosotros queremos que sigan estudiando”, dijo a los periodistas en la ciudad de La Paz.

Quispe indicó que los jóvenes son “obligados” a movilizarse bajo la condición de otorgarles puntos en materias para aprobar el semestre o el año.

“Son los docentes, inclusive el rector, quienes están induciendo a nuestros hijos a movilizarse”, acotó. (ABI)

Legislativo solicita la suspensión de medidas

El presidente de la Cámara de Senadores, José Alberto Gonzales, envió ayer una nota al rector de la Universidad Pública de El Alto (UPEA), Ricardo Nogales, en la que ratifica la predisposición al diálogo, pero previamente solicita la suspensión de las medidas de presión.

“Ratificamos nuestra predisposición al diálogo, pero bajo nuevas circunstancias. Una de las cuales debería ser la suspensión por parte de la UPEA de movilizaciones que perjudican a la propia universidad y sus estudiantes”, señala la misiva.

“Asimismo,  es de nuestro  parecer que se debería suspender la emisión de spots televisivos por parte del Gobierno respecto a este tema”.

En la nota, además, se indica que el Gobierno cumplirá con su ofrecimiento de consolidar, mediante una ley corta, el ofrecimiento de Bs 70 millones adicionales al presupuesto de la universidad alteña. Y la Asamblea Legislativa asegura que tratará la norma de “forma expedita” debido a la urgencia del caso. Además, ratifica que cualquier otro monto suplementario será posible luego de la realización de auditorías al manejo financiero de esta casa de estudios superiores.

La UPEA anunció un consejo universitario para evaluar las movilizaciones.